Se inauguró la muestra “Arte Contemporáneo Andino: Argentina, Chile y Bolivia, hoy”

19 de octubre de 2016 Arte

La tradición regional se une con las expresiones modernas en esta exhibición que se puede visitar hasta el 15 de noviembre, en Tilcara

Un erke y un bombo comenzaron a sonar en la puerta del Museo Regional de Pintura José Antonio Terry, de Tilcara, Jujuy, el sábado 15 de octubre. El dúo local desfiló hasta el patio principal llenando el aire de sonidos norteños, en compañía de artistas, funcionarios y todos los presentes, para dar la bienvenida a la inauguración de la muestra “Arte Contemporáneo Andino: Argentina, Chile y Bolivia, hoy”. Una celebración en la que no faltaron las coplas, las empanadas y el vino.

Esta exposición –impulsada por la Secretaría de Patrimonio Cultural del Ministerio de Cultura de la Nación–, fue el resultado de una residencia creativa que se realizó entre el 9 y el 15 de octubre, en la que 14 artistas de Jujuy, Salta, Chile y Bolivia compartieron e intercambiaron experiencias, junto a la comunidad tilcareña.

Par dar inicio a la exposición, su curadora, Roxana Ramos, expresó: “El arte se activa cuando es leído. Quisimos trabajar en residencia partiendo de la gente y creo que eso se ve en las producciones expuestas. De hecho hay obras en las que los artistas han modificado absolutamente su forma de trabajar. Este proyecto salió naturalmente, y lo que quedó de este trabajo in situ, es lo que se ve hoy”.

“Al contemplar cada una de las obras se ve el paisaje, la integración andina en el trabajo cultural”, sostuvo Francisco Tinte, director del Terry, al momento de inaugurar la muestra. Y agregó: “Es muy fuerte que este sea el punto de partida para el diálogo entre estos pueblos. Para nosotros es un hito, un momento muy especial”.

Américo Castilla, Secretario de Patrimonio Cultural, por su parte, afirmó que “esta iniciativa tiene el objetivo de estimular el trabajo en la región del norte y promover el intercambio entre los artistas”.

“Lo curioso es que el hecho de sacar del eje de su estudio a los artistas y ponerlos a trabajar con artesanos locales los movió también estéticamente. Los retratos de las personas de Tilcara que realizaron tienen una particular mirada y una forma espontánea y sensible de establecer ese inicio de diálogo que nos gustaría proclamar y reproducir en todo el país, entre artesanos y pobladores, que es a quienes está dedicado todo este esfuerzo que llevamos a cabo en conjunto”, concluyó.

Los artistas Dagmara Wyskiel (Polonia Antofagasta, Chile); Aldair Indra (La Paz, Bolivia); Vania Caro Melo (Alto Hospicio, Chile); Marcelo Abud (Perico, Jujuy); María Ester David (El Carmen, Jujuy); Florencia Califano (Tilcara, Jujuy); Mariana Condorí (San Salvador de Jujuy); Alejandro López (El Carmen, Jujuy); Evangelina Aybar (Cafayate, Salta); Javier Soria Vásquez (Cafayate, Salta); Ana Benedetti (Salta); Alexandre Guerra (Cuba -Salta); y Guido Yannitto (Mendoza – Salta), trabajaron junto a los artesanos de Tilcara: Milagros Tejerina, Vanesa Giuli, Segundina Mamaní, Indalecia Álvarez Prado, Walter Apaza, Domingo Sajama y miembros de la Cooperativa Flor del Cardón.

La producción conjunta, que se vio materializada en intervenciones en el paisaje y el espacio público, reflejó la articulación entre el contexto local y el arte contemporáneo.

La artista visual y escultora chilena, Vania Caro Melo, realizó la obra “10. 25´”, que consiste en un mapa textil de 2 por 2,5 metros, que plantea una reelaboración de la cartografía actual andina. Su intervención tuvo lugar en el Mercado central de Tilcara. “Esta obra es una cartografía colaborativa que hicimos con Milagros Tejerina, que es diseñadora, artesana textil, y profesora, y habita bastante este lugar. La idea era presentar el mapa y que, desde el relato de ella del territorio, lo pudiéramos ir llenando. Así llegamos al mapa turístico, este concepto que se vende de Tilcara que tiende a ser muy superficial, y al tema del patrimonio, también. Como las dos trabajamos con lo textil, pudimos comunicaros mejor desde ese lenguaje. Quisimos poner en conflicto el mapa turístico con el territorio real. Para ello, invitamos a las personas a que marquen con hilo su casa, el lugar de trabajo, o la casa de alguien cercano. De esta manera te vas apropiando un poquito más del territorio, entendiendo que el mapa no es el territorio, sino que es la idealización o la lectura de este, entonces podemos jugar con eso”.

El artista independiente cubano, residente en Salta, Alexandre Guerra, creó “Sweet emotion”, una escultura a gran escala para intervenir de manera temporal el espacio público y natural de Tilcara. La obra representa el ícono “me gusta”. Su intervención se montó en la plaza principal de Tilcara. “Mi obra intenta itinerar por diferentes espacios y dialogar con distintas temáticas y problemáticas. Es una pieza que trata, desde la ironía, el sarcasmo y diferentes posiciones, interactuar con el entorno, con la realidad. La obra sale de las redes sociales, del mundo de lo virtual, para integrarse al espacio real en el cual convivimos. Y, por lo general, es una escultura que retorna a la virtualidad, porque la gente se saca la foto del “me gusta” y la sube de nuevo a su lugar de origen. Me parece muy interesante trabajar con el deseo de pertenencia que tenemos como sociedad. “La dulce emoción” es un poco ese lugar al cual queremos pertenecer, que está en las redes sociales, donde todos creemos que somos iguales y aspiramos a tener una cierta nivelación; donde la gente de todas las clases sociales, de todas las pertenencias étnicas y culturales, está constantemente a la caza de este ícono. A su vez, también me interesa el contraste entre lo tecnológico y lo rudimentario. Me interesa el poder de cuestionamiento y el poder de problematización que se da a partir de la anacronía del sigo y el lugar. Por eso siempre trato de montarla en lugares alejados del contexto del arte, donde hay un público no avisado. Para que el ciudadano común pueda de pronto reconocerse en este nuevo ícono que es realmente emblemático en nuestra sociedad contemporánea. La idea es que la obra se complete con el espectador”.

La artista visual boliviana, Aldair Indra, desarrolló “Sombras del Futuro”. Una obra realizada en colaboración con la ceramista Vanesa Giuli, de Tilcara, que consiste en enterrar discos de arcilla cruda, de aspecto metálico, con inscripciones de cal que hacen referencia a fragmentos de la historia de América Latina pre colonial. Llevó a cabo su intervención en el Puente del Pucará. “Me defino como una artista a la que le interesa la intervención mediante acciones o con objetos en los paisajes o sitios urbanos que puedan ser registrados. Entonces hay un diálogo con el entorno o la historia del lugar al que estoy interviniendo. En este caso sería el Pucará de Tilcara, que es un sitio arqueológico, Patrimonio de la Humanidad. Realicé unos discos dorados que tienen palabras inscritas en código binario, que aluden al envió al espacio, que realizó la NASA en los años 70, de unos discos con la mejor información sobre las culturas del Planeta Tierra que estaban inscritos en código binario, un lenguaje tecnológico que probablemente va a perdurar. Hicimos 10 discos con palabras claves referentes a la geopolítica como tierra, soberanía, etnia. Están hechos en arcilla para que retornen a la tierra, ya que están impuestos y enterrados en torno del paisaje”.

La inauguración de la muestra –compuesta por instalaciones, videos, objetos y fotografías– estuvo precedida por una mesa de diálogo en la que la artista chilena, Dagmara Wyskiel y el jujeño Alejandro López, expusieron sobre la situación del arte en sus respectivos lugares, dando paso a un debate sobre las problemáticas detectadas.

En esta instancia del encuentro, Tinte fue quien dio la bienvenida a los artistas: “La muestra es una gota de entusiasmo que nos prendió como el fuego a una antorcha y nosotros vamos a cuidar para que no se apague”.

“Arte Contemporáneo Andino: Argentina, Chile y Bolivia, hoy” puede visitarse hasta el 15 de noviembre.