Nuestros alimentos tradicionales

19 de junio de 2013

El primer encuentro se realizó el 18 de junio en Tucumán.

El martes 18 de junio se realizó, en el Centro Cultural Juan B. Terán de San Miguel de Tucumán, el primer encuentro del programa “Nuestros alimentos tradicionales: seguridad alimentaria, identidad y diversidad cultural en Argentina”, que llevan adelante la Secretaría de Cultura de la Presidencia de la Nación, a través de la Dirección Nacional de Política Cultural y Cooperación Internacional; y el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, a través del Plan Nacional de Seguridad Alimentaria, con el aporte de técnicos de los programas Primeros años, Abordaje Comunitario y la colaboración de promotores de Prohuerta.

De la apertura participaron la directora nacional de Política Cultural y Cooperación Internacional, Mónica Guariglio; la subsecretaria de Políticas Alimentarias, Liliana Periotti; el presidente del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), Eliseo Monti; el presidente del Ente Cultural de Tucumán, Mauricio Guzmán; y la ministra de Desarrollo Social de Tucumán, Beatriz Mirkin.

Guariglio expresó que este proyecto se enmarca en una política pública de largo alcance. “El abordaje de la diversidad cultural nos permite pensar a la gastronomía como una oportunidad para la transferencia de conocimiento de manera transversal. Pensar en el patrimonio cultural y las representaciones sociales y culturales que giran en torno de la comida nos lleva a rescatar un producto regional, una técnica ancestral de cocinar o un utensilio que cayó en desuso”.

Durante la jornada, se llevó a cabo la mesa "Nuestros alimentos tradicionales en nuestro tiempo. Una conversación interdisciplinaria". Expusieron Guadalupe Abdo, coordinadora provincial del Programa ProHuerta, Jujuy, INTA; Marcela Colombo, de la Facultad de Agronomía y Zootecnia, Universidad Nacional de Tucumán; Magda Choque Vilca directora de Educación Superior de la provincia de Jujuy; Radek Sánchez Patzy, del Instituto Interdisciplinario Tilcara, Facultad de Filosofía y Letras, UBA, y Edith Stojanov del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación. Los especialistas disertaron e intercambiaron experiencias sobre los aspectos socioculturales, económicos y ambientales de los alimentos de la región. Al tiempo que escuelas rurales, cooperativas y organizaciones de base y de productores del NOA narraron sus experiencias en la recuperación de alimentos tradicionales.

Luego se realizo la mesa "Compartiendo experiencias y practicas comunitarias sobre alimentos tradicionales" en las que se narraron experiencias en la recuperación de alimentos tradicionales en en las provincias de Salta, Tucumán, Santiago del Estero, Catamarca y Jujuy.

Las organizaciones de Catamarca y Santiago del Estero – la cooperativa Manos productivas y la Asociación Celíaca Bandena (AceBand), respectivamente- nararon su experiencia en la fabricación y utilización de la harina de algarroba. La primera centra su labor en fortalecer las capacidades asociativas y el trabajo en equipo entre los pequeños productores de la comunidad; y mejorar la seguridad alimentaria y el acceso de los mercados, mediante la actividad tradicional de recolección de la chaucha del algarrobo y su posterior transformación, en harina de algarroba para el consumo humano y para la demanda de la población celíaca local y a nivel nacional. La organización santiagueña realiza viandas alimentarias para celíacos que acuden a comedores comunitarios de la provincia y fomenta la creación de cooperativas familiares para la recolección de vainas de algarroba que luego son vendidas al gobierno provincial.

Representantes de la Fundación Obra Claretiana para el Desarrollo (OCLADE), de Jujuy hablaron sobre “Aynina Yachay” una de las acciones que llevan adelante como parte del proyecto Alimentación y Desarrollo Infantil en comunidades Kollas. Dicha acción es desarrollada por docentes multiplicadores indígenas que recorren mensualmente las comunidades situadas en Humahuaca, Jujuy.

Por otra parte, docentes salteños presentaron el proyecto “Recetario de alimentos y preparaciones tradicionales en las Escuelas de Salta”, que se lleva adelante en esa provincia. A partir del cual se elaboró un cuadernillo de recetas tradicionales y se desarrollan talleres de cultivos tradicionales, de cría de ganado y de fabricación de herramientas y utensilios para la producción de alimentos.

El programa “Nuestros alimentos tradicionales: seguridad alimentaria, identidad y diversidad cultural en Argentina” tiene como objetivo reconocer, poner en valor y difundir los conocimientos, las prácticas, los productos y las elaboraciones alimentarias tradicionales de Argentina, rescatando la identidad y la diversidad cultural de cada una de las regiones.

Los alimentos tradicionales son aquellos fuertemente vinculados con un territorio, con una profundidad histórica y una constelación de saberes, significados, valores y prácticas asociados. Estos alimentos pueden ser autóctonos o introducidos de antigua data pero dinámicamente integrados al sistema agrícola local y a la cultura alimentaria regional. La promoción de productos y elaboraciones de alimentos tradicionales de un territorio, aparecen cada vez más relacionadas con políticas y propuestas conectadas con la reivindicación identitaria, la promoción cultural y el desarrollo local o regional.

Estos procesos se relacionan directamente con la demanda actual de Seguridad Alimentaria con Soberanía: al derecho a acceder a una alimentación apropiada y suficiente, acorde a las particularidades y costumbres de cada región y a la promoción y desarrollo de acciones relacionadas con el cuidado de la salud, el medioambiente. Esto implica posicionarse frente a la problemática alimentario-nutricional desde un enfoque integral que tiene en cuenta la salud, la educación, aspectos culturales, económicos y vinculares; haciendo especial hincapié en la identidad, la diversidad, participación y organización comunitaria y el fortalecimiento de lazos solidarios.