Monedero: “Es importante construir relatos alternativos para ganar la nueva independencia”

08 de julio de 2015

El politólogo español reflexionó junto a John Beverley, Hugo Moldiz Mercado, Galo Mora Witt y Edgardo Mocca sobre la actualidad de la región

Con la consigna de pensar los “Legados y desafíos de América Latina entre dos bicentenarios”, se realizó el 7 de julio un interesante encuentro de intelectuales de América Latina, Europa y Estados Unidos, durante la segunda jornada del Foro Nueva Independencia que concluye el miércoles 8 de julio en Tucumán, organizado por el Ministerio de Cultura de la Nación, a través de la Secretaría de Coordinación Estratégica para el Pensamiento Nacional.

El Teatro San Martín a pleno pudo escuchar las reflexiones de Juan Carlos Monedero, uno de los fundadores del movimiento de indignados de España, hoy convertido en fuerza política con Podemos. También disertaron el doctor en Literatura de la Universidad de California John Beverley; el ministro de Gobierno de la República Plurinacional de Bolivia, Hugo Moldiz Mercado, y el especialista ecuatoriano en gestión cultural Galo Mora Witt, moderados por el periodista Edgardo Mocca.

Monedero fue categórico a la hora de hablar de los desafíos para alcanzar una nueva independencia. “No es posible llegar a ella sin cambios profundos, y esos cambios radicales solamente surgen cuando se necesita a alguien para continuar”, afirmó el profesor de la Universidad Complutense de Madrid.

Durante su exposición, mencionó tres elementos que impiden lograr la independencia. Uno de ellos es “la mercantilización en todos los ámbitos de nuestra existencia”, puesto que –sostuvo– “la ley del valor llegó a ámbitos que no pensábamos que llegaría”. Otro elemento es la precarización laboral, sobre lo que acotó que, en España, “la media de duración de un contrato es de dos meses”. El tercer elemento identificado por Monedero es “vivir en urbes que no están conectadas entre sí”.

“Todo sería más fácil si estuvieran con nosotros Chávez y Kirchner”, aseveró Monedero en otro de los capítulos encendidos que tuvo su exposición. “Cuando la Argentina estaba dando pelea contra los fondos buitre, entendimos que también esa pelea era nuestra; lo mismo que hizo el pueblo griego, que, con los resultados del domingo, demostró que no tiene miedo”, comentó el referente español.

“Uno de los factores que ha permitido que en España hayamos conseguido para las fuerzas transformadoras la alcaldía de Madrid, Barcelona, Valencia, Zaragoza y Cádiz es la plataforma de Aceptados por la Hipoteca, cuyos principales impulsores fueron los latinoamericanos que fueron a probar fortuna a España y que nos enseñaron esa necesidad de juntarse para no aceptar resignadamente el modelo neoliberal”, analizó Monedero y agregó: “Por eso, es tan importante construir relatos alternativos, de otra manera sería imposible ganar esa nueva independencia todavía pendiente”.

En su rol de moderador, Mocca reflexionó acerca de este espacio de debate y dijo: “Este foro es una experiencia única que está construyendo una familia latinoamericana nueva, se constituye como un soporte de transformación de nueva política”.

En opinión de Beverley, de origen estadounidense, “el futuro de América Latina depende -de una forma que no sabemos cómo articular todavía- de esa parte de América Latina que está dentro de los Estados Unidos”. “La nueva independencia tiene que venir de los sectores populares, subalternos, y no de la elite letrada”, destacó el profesor de la Universidad de California.

Saludando a “la tierra de Mercedes Sosa”, Mora Witt, antropólogo ecuatoriano comenzó su disertación planteando la hipótesis de que “hay razones para encontrarnos en este momento histórico”.

El también exministro de Cultura del Ecuador y actual secretario privado del presidente Rafael Correa citó algunos ejemplos del “cambio de época” y de las transformaciones estructurales. “En el Ecuador hemos logrado un sueño: terminar con la precarización laborar”, aseveró. Sin embargo, reconoció que nadie está exento del odio y el desprestigio. “Esta es la batalla y va más allá del mercado, que es solo una de las instituciones. La batalla es política y lo afirmo con patriotismo y responsabilidad desde 2005”, remarcó quien es hoy uno de los intelectuales más reconocidos de su país.

Mora Witt solicitó una moción “no por la paz ni por la democracia, sino por la defensa del proyecto político y de la revolución ciudadana que merece esa solidaridad”.

“Esa independencia soñada está siendo acosada, y eso hay que evitarlo porque la lucha pertenece a la voluntad de todos los latinoamericanos. Kirchner también es del Ecuador”, afirmó ante un sentido aplauso del público. “No podemos olvidar nunca que esta lucha tuvo un llanero solitario: el comandante Fidel Castro”, enfatizó Mora Witt.

El dirigente boliviano Moldiz Mercado comenzó preguntándose: “¿Desde dónde estamos partiendo, desde dónde vienen los legados de los que estamos hablando?”. “La historiografía marxista sitúa las luchas por la independencia en el siglo XIX, invisibilizando otras luchas, otros legados: la lucha de los pueblos y naciones originarios de los siglos XVI y XVIII, y la revolución negra de 1789-1904”, precisó.

“Hoy atravesamos la tercera gran ola emancipadora en América Latina. Tomo la teoría de Lenin de las grandes oleadas de la historia. Quizá Lenin nos permita comprender estas articulaciones temporales que se registran a lo largo de la historia”, sugirió.

“Estamos hablando también de las luchas independentistas de Bolívar, de Sucre, de O’Higgins, de San Martín, que también cultivaron un determinado proyecto emancipador”, sostuvo Moldiz Mercado. A esto, agregó una tercera ola: “Ninguno de nosotros estaríamos hoy hablando aquí sin la heroica resistencia del pueblo cubano por más de 55 años; esa tercera ola comenzó con el triunfo de la Revolución cubana, que fue un aporte de ideas emancipadoras y libertarias que recorrieron América Latina”.

Sobre la agenda futura, el funcionario planteó: “América Latina tiene la posibilidad de gravitar en la geopolítica mundial o evitar la construcción de un mundo bipolar”. En su opinión “estamos en un escenario distinto del que teníamos en 1998 con el triunfo de Chávez, la resistencia al ALCA, la derrota del ALCA en Mar del Plata, la creación de la CELAC”. Sin embargo, también fue crítico: “El imperialismo está aprovechando la ausencia de Chávez. A mi juicio, hay cosas no resueltas: nuestras democracias y nuestros gobiernos siguen todavía prisioneros de la democracia representativa’’.

Las mesas de discusión se transmiten en directo vía streaming en www.cultura.gob.ar. También se puede participar a través del hashtag #NuevaIndependencia.