Conocé siete de las obras ganadoras del Salón Nacional 2016, que ahora se exponen en Córdoba

06 de octubre de 2016 Arte

Las piezas de artistas seleccionados en su 105.ª edición se exponen en el Museo Emilio Caraffa y Museo Evita Palacio Ferreyra

Tras conocerse a los ganadores del Salón Nacional 2016 que lleva adelante el Palais de Glace –y con la idea de federalizar el espíritu del concurso–, las obras seleccionadas de las disciplinas dibujo, escultura, pintura, fotografía y grabado viajaron a la ciudad de Córdoba para ser expuestas hasta diciembre.

Carolina Antoniadis

El sonido de la deriva de la serie Sonidos mentales, 2016

Además de llevar las piezas ganadoras a distintas ciudades del país, otra de las novedades es que el Ministerio de Cultura de la Nación duplicó sus recompensas monetarias: a cada Gran Premio Adquisición, por ejemplo, le corresponderán $100.000.

Pablo Delfini

Vitral, 2016

“De esta manera el Palais de Glace se propone como un espacio dinámico, abierto e integrado a la comunidad. Un espacio que, además de albergar y preservar el patrimonio cultural de la Nación, impulsa la creación e inserción del arte contemporáneo por medio de este centenario concurso”, destaca Oscar Smoje, director del Palais de Glace –institución que organiza, sin interrupción, los Salones Nacionales desde 1911–.   

Emilio Reato

Dale, Ana, 2016

A través de estos concursos, el Palais de Glace adquiere dieciséis obras cada año —aparte de las adquisiciones de los Gran y Primer Premios, y algunas donaciones— que después pasan a formar parte de este tipo de muestras temporarias o itinerantes por toda la Argentina y, sobre todo, de nuestro patrimonio artístico nacional, las cuales a través de los Salones Nacionales ya conforman más de un siglo arte argentino.

Mauro Koliva

#11 de la serie Pasaje Al Bloque, 2016

El primer Salón Nacional se inauguró el 20 de septiembre de 1911 y marcó un antes y un después del desarrollo de las artes visuales en Argentina. Desde sus inicios, el Salón fue “concebido con la expresa voluntad de generar un ambiente artístico y de promover la formación de artistas y espectadores” y “se convirtió en un lugar de referencia, en un espacio de consagración y legitimación”, como resume el Palais en su historia institucional.

Claudia Aranovich

Instinto, 2016

La práctica de los Salones tiene sus orígenes en la París del siglo XVIII, de la mano de la Academia de Bellas Artes. Ahí fue cuando y donde varias figuras del mundo del arte hicieron su aparición: críticos, marchantes, conocedores y coleccionistas, entre otros. Al principio, solo se exhibían las obras de los egresados de la Escuela de Bellas Artes. Después las convocatorias se volvieron públicas y el Salón se transformó en un lugar indispensable para todo artista que quisiera triunfar en la Francia previa a la Revolución.

Carlos Bosch

Autorretrato 2 de la serie Los miedos, 2016

Cuando esta práctica desembarcó en la Argentina, fue el Palais de Glace —primero concebido como pista de patinaje y club social, y después reemplazado por un salón de baile, que frecuentaba Carlos Gardel— la sede elegida para la inauguración del primer Salón.

 

Daniel Merle

#1 de la serie Atlas 1976-2016, 2016

Ahorá, podés disfrutar de las obras ganadoras de la edición 105° del Salón Nacional. Las muestras se podrán recorrer de martes a domingo (feriados inclusive) de 10 a 20, en el Museo Emilio Caraffa y Museo Evita Palacio Ferreyra.