MICSUR: "El papel estratégico de la Cultura en la integración regional"

18 de mayo de 2014

La charla se llevó a cabo durante el último día del Mercado de Industrias Culturales del Sur.

En el último día del Mercado de Industrias Culturales del Sur (MICSUR), que organizó por el Ministerio de Cultura de la Nación, a través de la Dirección Nacional de Industrias Culturales, el domingo 18 de mayo se llevó a cabo la charla "Papel estratégico de la cultura en la integración regional".

El panel estuvo integrado por Mónica Guariglio, directora nacional de Política Cultural y Cooperación Internacional del Ministerio de Cultura de Argentina; Ismael González, coordinador general del ALBA Cultural de Cuba; Américo Córdula, secretario de Políticas Culturales del Ministerio de Cultura de Brasil; y Rafael Folonier, secretario de Unidad Presidenta y asesor de UNASUR, y moderado por Mariana Palumbo.

"Estamos transitando en un proceso enriquecedor hasta llegar a la igualdad en la diversidad. El MICSUR tiene una impronta esencialmente cultural y debemos llamarnos la atención en el sentido que tenemos mucho más para mostrar en el mercado cultural", dijo el cubano Ismael González. Con respecto al carácter estratégico de la cultura expresó que "la cultura es la mejor carta de presentación entre nosotros y de nosotros para el mundo. Los ciudadanos deben ser verdaderos constructores de identidad, defensores de soberanía y de democracia".

El representante del Ministerio de Cultura de Brasil, Américo Córdula, rescató "la importancia de campañas intensas y masivas de integración dentro y fuera de Brasil". A nivel regional destacó que "se debe construir la posibilidad de destruir las fronteras geográficas e ir hacia la integración y el conocimiento de otras culturas".

Mónica Guariglio, desde el Ministerio de Cultura argentino, subrayó que "el MICSUR es el resultado del proceso de integración que están viviendo nuestros países de la Unión Sudamericana de Naciones. La cultura es estratégica por la transversalidad, es el sector que puede abrir espacios y provocar la unidad en la diversidad. El papel de la cultura es fundamental para abrir políticas inclusivas", afirmó, al tiempo que rescataba que "tenemos la obligación de intentar lograr una mayor visibilidad para las producciones culturales de la región".

El asesor de UNASUR, Rafael Folonier, dijo que "el MICSUR surgió de una voluntad política y es la obediencia a un mandato de raíz popular, democrática y masiva. Estamos viviendo una democracia tumultuosa, una recuperación de la palabra, del pensamiento que no ocurrió en otros momentos, y en paz. La soberanía y la democracia no tienen ningún sentido si no es para mejorar la calidad de vida de los latinoamericanos. El MICSUR tiene un futuro muy provisorio".