Expertos disertaron en la Feria del Libro sobre cómo salvaguardar la artesanía tradicional

05 de mayo de 2015

La charla fue organizada por el MATRA y contó con la participación de Mónica Lacarrieu, Mariana Moya y Fréderic Vacheron.

Mónica Lacarrieu, Mariana Moya y Fréderic Vacheron participaron el lunes 4 de mayo de la charla “Transformando las amenazas en oportunidades: la salvaguarda de las técnicas y los procedimientos de la artesanía tradicional”, que organizó el Mercado de Artesanías Tradicionales de la República Argentina (MATRA) en el stand del Ministerio de Cultura de la Nación en la 41ª Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.

“El tema de las técnicas artesanales ha tenido una evolución importante en los últimos años. Anteriormente, la visión de patrimonio estaba limitada a lo construido o lo natural, pero, a partir de 2003, se adoptó en el seno de la Unesco una importante convención sobre el patrimonio inmaterial”, contextualizó Vacheron al dar inicio a la mesa de debate, que contó con la moderación de la directora del MATRA, Roxana Amarilla.

“Dentro de esta definición –continuó Vacheron, miembro de Unesco–, se encuentra uno de los ámbitos importantes, como lo son las técnicas artesanales, lo cual no es un hecho menor porque, anteriormente, podían tener un reconocimiento a nivel nacional o provincial, pero no formaban parte de la definición de patrimonio a nivel internacional”.

En ese sentido, el especialista indicó que el patrimonio inmaterial complementa la definición del patrimonio, y agregó que el hecho de que esto se consagre en una convención internacional “es fundamental porque es un llamamiento a los Estados parte a ratificar y adoptar políticas públicas a favor de la artesanía”. Para finalizar, Vacheron destacó la importancia de salvaguardar la artesanía porque –reconoció– “en muchos países la artesanía no es fundamental y mucho menos tiene reconocimiento patrimonial”.

Por su lado, Lacarrieu, se refirió al estado del arte en América del Sur. “Hice un rastreo para ver cuántos elementos patrimoniales hay a nivel de las artesanías; llegué a la conclusión de que hay muchos a nivel mundial, pero muy pocos en Latinoamérica”, precisó. “Sucede esto porque algunas fiestas que suelen patrimonializarse tienen algo de artesanía, y a veces los elementos se combinan”, dijo la antropóloga y socióloga, quien mencionó, a modo de ejemplos, a las paneleiras del Brasil, el arte textil en Taquilla, Perú, y el sombrero de paja toquilla que se elabora en Ecuador.

Por último, Moya destacó la importante labor que realiza el MATRA, del que dijo que es “un ejemplo de la buena práctica en ejercicio de la función pública y con un gran compromiso con los artesanos”.

La antropóloga también habló sobre las randas, “tejido muy laborioso, con una técnica exquisita producida por randeras de la localidad de El Cercado, de la provincia de Tucumán”, según explicó. “Es una técnica que se transmite de generación en generación, y también por alianzas matrimoniales; es un universo muy femenino”, describió.

Moya insistió en que el desarrollo de esta técnica fue favorecido por las políticas públicas implementadas a través del MATRA, que estuvo presente en Tucumán para poner en marcha este proyecto de protección y promoción de las randeras. “Esto es lo que llamamos una verdadera federalización, porque no se escribió en Buenos Aires, sino que se concretó en el mismo lugar donde estas mujeres trabajan”, insistió la experta, que eligió esta técnica para ejemplificar la participación del Estado en la cultura.

Finalizada la charla, en el stand de Cultura en el Pabellón Azul se proyectó el documental "Las randas del tiempo, un modelo de salvaguarda del arte textil de El Cercado", realizado por Paulo Campano.