El desafío de la integración regional de los bienes culturales

04 de septiembre de 2015

Especialistas de Argentina, Brasil y Colombia participaron de una charla realizada en el Centro Cultural Kirchner, como parte del MICA 2015

"Industrias culturales e integración regional" fue el título de la mesa del ciclo de debate "Cultura argentina, industria nacional", realizada el viernes 4 de septiembre en la segunda jornada del Mercado de Industrias Culturales Argentinas (MICA) 2015, que organiza el Ministerio de Cultura de la Nación hasta el domingo 6 en el Centro Cultural Kirchner, con entrada libre y gratuita.

El encuentro contó con la participación de Guillermo Mastrini, director de la maestría de Industrias Culturales de la Universidad Nacional de Quilmes; Ángel Moreno, director del área de Emprendimiento Cultural del Ministerio de Cultura de Colombia; y Georgia Haddad Nicolau, directora de Emprendimiento, Gestión e Innovación del Ministerio de Cultura del Brasil.

El panel estuvo moderado por Juan Manuel Zanabria, representante de la Dirección Nacional de Industrias Culturales, quien propuso a los disertantes que relataran sus experiencias vinculadas con las industrias culturales en América Latina y el diseño de políticas públicas destinadas a promover su desarrollo regional.

Mastrini definió, en primer lugar, "el doble valor de la mercancía cultural: el valor simbólico y el valor económico". "Por un lado, la cultura tiene un valor identitario y, al mismo tiempo, una creciente participación en el producto bruto de los países", dijo.

El investigador y docente también advirtió que "los nuevos líderes de las industrias culturales son globales y en todos los casos monopólicos". "Frente a esta situación –aseguró–, es necesario, imprescindible diría, mantener una política pública cultural que defienda la producción nacional".

Finalmente, Mastrini –uno de los principales ideólogos de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual aprobada en 2009– se mostró a favor de "avanzar en la cooperación entre los países de América Latina para defender también las políticas regionales que defiendan nuestra cultura".

Por su parte, Haddad Nicolau resaltó "la importancia de una política pública sólida" y reclamó "acciones concretas que se apliquen en el día a día". "En América Latina, nuestros pueblos tienen una ventaja con respecto al resto del mundo y es que somos creativos, innovadores: las ideas no son algo que nos falte", agregó la funcionaria brasileña.

En tanto, Moreno contó su experiencia en Colombia y explicó: "Hasta hace cinco años, no había una política clara en mi país respecto de las industrias culturales y creativas". "Siempre le dejamos la distribución y la comercialización de nuestros bienes culturales al mercado –apuntó–. Y el mercado ha hecho lo que siempre hace: imponer las reglas".

Frente al escenario actual, el especialista añadió que, recientemente, en América Latina "los ministerios de Cultura se están dando cuenta de que tenemos que incidir en el mercado y generar factores que garanticen la diversidad cultural".

El funcionario colombiano celebró aquellas "prácticas positivas que pueden enseñarnos a diseñar mecanismos de cooperación de intercambio" y remarcó que "uno de esos escenarios, que surge inspirado en el MICA, es el MICSUR, que en 2016 tendrá su sede en Bogotá".

Por último, Moreno llamó a terminar con "el discurso vacío de la integración por la integración" y propuso "resolverlo con acciones concretas". "Si no logramos generar un serio Mercosur cultural, que realmente posibilite la circulación de los bienes y servicios culturales, la integración es una entelequia", exhortó.

"Tenemos retos enormes. Pero la sensación que uno tiene en este tipo de espacios, cuando se reúne con los compañeros y con los colegas latinoamericanos, es que desde la institucionalidad cultural hay conciencia para empezar a compartir experiencias conjuntas, y que América Latina como bloque tendrá muchas y mejores opciones que si estamos separados", concluyó.


Sobre el MICA 2015

La tercera edición del MICA, impulsada por el Ministerio de Cultura de la Nación, organiza, hasta el domingo 6, más de treinta mil rondas de negocios para emprendedores, además de conferencias magistrales, charlas, talleres, exhibiciones, tienda de productos, una jam de escritura, presentaciones artísticas y actividades infantiles, con entrada libre y gratuita.

Participan del encuentro unos 4500 inscriptos de todo el país y del exterior, entre compradores y vendedores de los sectores editorial, audiovisual, artes escénicas, música, videojuegos y diseño, cifra que duplica el número de participantes de
2013.

Las principales actividades programadas pueden seguirse en vivo vía streaming ingresando en www.cultura.gob.ar.