Danza sin molde para la Feria del Libro

03 de mayo de 2016

El CAD baila en el stand Experiencia Cultura, de jueves a domingo a las 19 h.

No es una compañía de danza tradicional, no se ingresa por audición ni por currículum. El Combinado Argentino de Danza es independiente, no busca prestigio ni pretende un lugar determinado en el mundo del baile argentino. Todo lo contrario, piensa la danza como trabajo y acciona en consecuencia. Es un grupo inconstante, no es necesario que en un espectáculo participen todos sus integrantes siempre. Cada bailarín hace lo que sabe hacer. Cada uno sabe lo que sabe. Y al mismo tiempo busca crecer. Este colectivo puede bailar en cualquier lado, superficie y situación.


Así lo cuenta su directora y creadora, Andrea Servera, quien comanda este grupo de jóvenes desde su formación. Lo dice desde la Feria del Libro de Buenos Aires, donde están presentando su nuevo espectáculo, Independencia, de jueves a domingo a las 19 h en Experiencia Cultura (stand 602 del Pabellón Azul), el espacio institucional que el Ministerio de Cultura de la Nación comparte con la Biblioteca Nacional y la Comisión Nacional de Biblioteca Populares (Conabip).


¿Qué es Independencia?

“Armamos cuatro acciones que si las juntáramos, convivirían; son como capítulos. Se trata de mezclar el folklore, el hip hop, la danza contemporánea, la cumbia y la poesía. Hay voces, hay rap, hay bagüalas. Dependiendo el día, hay diferentes mensajes y colores”, explica la directora y coreógrafa.


Sin embargo, captar la atención del transeúnte que deambula entre libros y stands es todo un desafío para el CAD. Saben que son espacios difíciles de ganar, pero es la dificultad lo que más los motiva. “Los espacios así, las ferias, los stands, nunca son muy cálidos para contener danza, pero a nosotros nos interesa llevar lo que hacemos a todos lados. Creo que cuando hay música y cuerpos en acción, los espacios se vuelven más vivos y se provocan nuevos encuentros y diálogos”, agrega Servera.


CAD 2016

Este año se presenta intenso y auspicioso para el colectivo de danza. Llevarán su propuesta de formación a la Villa 31, Piletones, Lugano, Ciudad Oculta, Villa 21-24, con la consigna de “siempre pensar en inspirarnos e inspirar”, como dice Servera. Además, proyectan viajar por las diferentes provincias y han recibido invitaciones para ir a bailar a festivales de Ecuador e India, además de tener pendiente una nueva gira por Estados Unidos. “Estamos convencidos de que este proyecto será nuestro semillero de futuros artistas con quienes seguir compartiendo experiencias”, concluye su directora. Mientras tanto, todos pueden conocerlos en el espacio de la Feria. Solo hay que estar ahí, a las 19 horas, y dejarse llevar por la experiencia.